«Cuando ya no podemos cambiar una situación, tenemos el desafío de cambiarnos a nosotros mismos.»

Viktor E. Frankl.

Terapia Individual

Te ofrezco un espacio terapéutico en el que poder acompañarte y servirte de apoyo en los momentos de atravesar el miedo, la tristeza y el dolor.

Terapia en Grupo

Compartir y trabajar tus dificultades junto con un grupo de personas que puedan tener las mismas o similares facilita la comprensión profunda de lo que te está pasando y el acercamiento a tu bienestar.

Grupo de Desarrollo Personal

Espacio de aprendizaje sobre diversos temas relacionados con la adquisición de habilidades para la salud y el bienestar emocional en nuestra vida diaria.

Marian Sánchez, psicóloga.

¿CÓMO PUEDO AYUDARTE?

Como psicóloga, sé que gran parte del éxito de un proceso terapéutico se basa en la relación terapeuta-paciente.

Por mi parte, te ofrezco un acompañamiento incondicional, respetuoso y cálido desde el que puedas ir reenfocando tus dificultades y desarrollando nuevas formas de abordarlas.

Me gustaría acompañarte en tu proceso de crecimiento individual o en grupo.

«El equilibrio no significa evitar conflictos, implica la fuerza de tolerar emociones dolorosas y poder manejarlas.»

MELANIE KLEIN

vuestras opiniones, mi mejor referencia

QUÉ DICEN LAS PERSONAS QUE YA HAN TRABAJADO CONMIGO

A.

Marian nunca me dice qué hacer y a menudo salgo de su despacho sintiendo lo que quiero hacer y cómo quiero hacerlo, es una "maga" (yo la llamo mi lechuza; ojos grandes, orejas grandes, sabiduría amable, reposada y feminista).
No es sencillo distinguir deseos de objetivos, y aprender a pedir en lugar de exigir. Cuando me observo y escucho, y suelto mis anclajes, el día a día se deshace más amable, la vida mucho más sencilla y hago lo que está en mi mano.
Sus dibujos los reproduzco: para mí, cuando necesito claridad visual, con quiénes más quiero, si creo que pueden ayudar, y en conversaciones varias, porque me fascina nuestra condición humana relacional.
2019-11-05T12:01:42+00:00
Marian nunca me dice qué hacer y a menudo salgo de su despacho sintiendo lo que quiero hacer y cómo quiero hacerlo, es una "maga" (yo la llamo mi lechuza; ojos grandes, orejas grandes, sabiduría amable, reposada y feminista). No es sencillo distinguir deseos de objetivos, y aprender a pedir en lugar de exigir. Cuando me observo y escucho, y suelto mis anclajes, el día a día se deshace más amable, la vida mucho más sencilla y hago lo que está en mi mano. Sus dibujos los reproduzco: para mí, cuando necesito claridad visual, con quiénes más quiero, si creo que pueden ayudar, y en conversaciones varias, porque me fascina nuestra condición humana relacional.

P.

No era capaz de desconectar de los problemas del trabajo, y me costaba un montón enfrentarme a confrontaciones personales, tanto en mi vida personal como en el trabajo. Marian me ayudó a conocer mis habilidades, a aferrarme a mis puntos fuertes y a trabajar los débiles. Me dio las herramientas que necesitaba, y con práctica, me noto muchísimo mejor que cuando empecé. Gracias!!
2019-11-05T12:14:54+00:00
No era capaz de desconectar de los problemas del trabajo, y me costaba un montón enfrentarme a confrontaciones personales, tanto en mi vida personal como en el trabajo. Marian me ayudó a conocer mis habilidades, a aferrarme a mis puntos fuertes y a trabajar los débiles. Me dio las herramientas que necesitaba, y con práctica, me noto muchísimo mejor que cuando empecé. Gracias!!

T.

Marian siempre te recibe con una sonrisa en la consulta. Su manera de explicar las cosas es muy sencilla y fácil de entender por cualquiera. Llegué con muchos asuntos que trabajarme y poco a poco hemos ido desanudando juntas la madeja. Su acompañamiento me ha permitido entender mucho mejor lo que me pasaba y me ha dado herramientas muy útiles para manejar mis emociones, entender quién soy, de dónde vengo y quererme mucho más. Su estilo es muy respetuoso, permitiendo que seas tú quien descubras los nudos, sin sentir que te están dirigiendo o presionando. Ella va acompasándose a tu propio ritmo.
2019-11-05T12:15:32+00:00
Marian siempre te recibe con una sonrisa en la consulta. Su manera de explicar las cosas es muy sencilla y fácil de entender por cualquiera. Llegué con muchos asuntos que trabajarme y poco a poco hemos ido desanudando juntas la madeja. Su acompañamiento me ha permitido entender mucho mejor lo que me pasaba y me ha dado herramientas muy útiles para manejar mis emociones, entender quién soy, de dónde vengo y quererme mucho más. Su estilo es muy respetuoso, permitiendo que seas tú quien descubras los nudos, sin sentir que te están dirigiendo o presionando. Ella va acompasándose a tu propio ritmo.

A.

Con Marian siento que avanzo. Me siento profundamente respetada y acompañada. Y además me parece que crecemos juntas...
2019-11-05T12:16:12+00:00
Con Marian siento que avanzo. Me siento profundamente respetada y acompañada. Y además me parece que crecemos juntas...

B.

Llevo años trabajando contigo y me ha impresionado  la confianza, seguridad y realidad  sobre la propia vida. La paciencia que tienes con alguien que emocionalmente empezó muy mal y con el entusiasmo que pones con tu profesionalidad me estas ayudando a ver la vida de otra manera. GRACIAS de verdad porque con tu cercanía has llegado adentrarte en mi interior. He aprendido y sigo aprendiendo tantas cosas a gestionar emociones, a darte un merecimiento para poder seguir adelante. También  he aprendido que a pesar de las dificultades  tienes que dar la cara y enfrentarte a ellos con serenidad.
2019-11-05T12:16:45+00:00
Llevo años trabajando contigo y me ha impresionado  la confianza, seguridad y realidad  sobre la propia vida. La paciencia que tienes con alguien que emocionalmente empezó muy mal y con el entusiasmo que pones con tu profesionalidad me estas ayudando a ver la vida de otra manera. GRACIAS de verdad porque con tu cercanía has llegado adentrarte en mi interior. He aprendido y sigo aprendiendo tantas cosas a gestionar emociones, a darte un merecimiento para poder seguir adelante. También  he aprendido que a pesar de las dificultades  tienes que dar la cara y enfrentarte a ellos con serenidad.

A.

Con Marian estoy aprendiendo a identificar emociones y reacciones que antes me confundían  y me generaban mucha frustración. Me siento capaz de aceptar y transformar experiencias y sentimientos en aprendizajes y fortalezas gracias a su acompañamiento.
2019-11-05T12:17:14+00:00
Con Marian estoy aprendiendo a identificar emociones y reacciones que antes me confundían  y me generaban mucha frustración. Me siento capaz de aceptar y transformar experiencias y sentimientos en aprendizajes y fortalezas gracias a su acompañamiento.

R.

Conocía Marian a través de un familiar que me había hablado muy bien de ella y, aunque siempre había sido muy escéptico con el tema del coaching y de la psicología, acudí a ella porque realmente necesitaba reorientar mi vida profesional y personal. En las primeras sesiones yo me desahogaba, ella me escuchaba y no paraba de tomar notas, ¡incluso me ponía deberes para casa! Poco a poco ella fue tomando la batuta, fue sacando de dentro de mí aquello que realmente me gustaba, en lo que yo creía que podía triunfar profesionalmente y me hizo comprender por mí mismo que necesitaba un cambio de rumbo y hacia dónde debía dirigir mis pasos. Después de dos años, han ido pasando muchas cosas en mi vida pero todas ellas han ido dirigiéndome siempre hacia el mismo sitio: LA FELICIDAD Y PASAR MÁS TIEMPO CON MI FAMILIA.  Siempre guardaré un gran recuerdo de Marian y recomendaré a la gente que trabaje con ella, es una grandísima profesional.
2019-11-05T12:18:05+00:00
Conocía Marian a través de un familiar que me había hablado muy bien de ella y, aunque siempre había sido muy escéptico con el tema del coaching y de la psicología, acudí a ella porque realmente necesitaba reorientar mi vida profesional y personal. En las primeras sesiones yo me desahogaba, ella me escuchaba y no paraba de tomar notas, ¡incluso me ponía deberes para casa! Poco a poco ella fue tomando la batuta, fue sacando de dentro de mí aquello que realmente me gustaba, en lo que yo creía que podía triunfar profesionalmente y me hizo comprender por mí mismo que necesitaba un cambio de rumbo y hacia dónde debía dirigir mis pasos. Después de dos años, han ido pasando muchas cosas en mi vida pero todas ellas han ido dirigiéndome siempre hacia el mismo sitio: LA FELICIDAD Y PASAR MÁS TIEMPO CON MI FAMILIA.  Siempre guardaré un gran recuerdo de Marian y recomendaré a la gente que trabaje con ella, es una grandísima profesional.

D.

Marian ha sido una extraordinaria compañera de viaje, a lo largo de un viaje muy difícil. Confidente y consejera, me ha ofrecido escucha, cariño y, sobre todo, luz, mucha luz. Juntos hemos descubierto, como en los buenos viajes, cosas increíbles y ahora puedo decir que el trayecto me ha cambiado. Quién tuviera siempre cerca una Marian en cada viaje.
2019-11-05T12:19:38+00:00
Marian ha sido una extraordinaria compañera de viaje, a lo largo de un viaje muy difícil. Confidente y consejera, me ha ofrecido escucha, cariño y, sobre todo, luz, mucha luz. Juntos hemos descubierto, como en los buenos viajes, cosas increíbles y ahora puedo decir que el trayecto me ha cambiado. Quién tuviera siempre cerca una Marian en cada viaje.

B.

Seguir una psicoterapia ayuda a aflorar sentimientos, ahondar en los pensamientos, evidenciar los mecanismos que rigen nuestros actos fomentando así la toma de consciencia indispensable a cualquier cambio. Cuando, además, se tiene la suerte de dar con una profesional atenta y cálida, los progresos están asegurados. No hace falta tener graves problemas psicológicos para acudir a terapia, es algo que todos deberíamos probar porque ayuda a sentirse mejor.
2019-11-05T12:21:24+00:00
Seguir una psicoterapia ayuda a aflorar sentimientos, ahondar en los pensamientos, evidenciar los mecanismos que rigen nuestros actos fomentando así la toma de consciencia indispensable a cualquier cambio. Cuando, además, se tiene la suerte de dar con una profesional atenta y cálida, los progresos están asegurados. No hace falta tener graves problemas psicológicos para acudir a terapia, es algo que todos deberíamos probar porque ayuda a sentirse mejor.

M.

Al margen de haber solucionado mi problema concreto, la terapia ha sido un ejercicio sanísimo para aprender más de mí e incluso para aprender cómo tratar a otros. La terapia me ha parecido como una especie de meditación guiada en la que Marian me dio las pautas para entender lo que me pasaba y como ir cambiando lo que no me gusta. Me ha ayudado muchísimo que me diese una explicación “lógica” a algo que pasaba por mi mente y no entendía. También ayuda el hecho de expresar los pensamientos en voz alta con alguien que nunca te va a juzgar, sino más bien al revés, va a empatizar y le da un sentido. Y en mi caso se ha convertido en un círculo vicioso en el que las emociones positivas me han traído pensamientos positivos.
2019-12-03T12:14:50+00:00
Al margen de haber solucionado mi problema concreto, la terapia ha sido un ejercicio sanísimo para aprender más de mí e incluso para aprender cómo tratar a otros. La terapia me ha parecido como una especie de meditación guiada en la que Marian me dio las pautas para entender lo que me pasaba y como ir cambiando lo que no me gusta. Me ha ayudado muchísimo que me diese una explicación “lógica” a algo que pasaba por mi mente y no entendía. También ayuda el hecho de expresar los pensamientos en voz alta con alguien que nunca te va a juzgar, sino más bien al revés, va a empatizar y le da un sentido. Y en mi caso se ha convertido en un círculo vicioso en el que las emociones positivas me han traído pensamientos positivos.

M.A.

Hablar con Marian es detenerme y coger aliento. Es escucharme y tomar conciencia de mis emociones, es descubrirme debajo de las mil capas donde me escondo. Hablar con Marian es hablar con una estupenda profesional que me ofrece los recursos necesarios para superar mis miedos y aprender de mis experiencias. Hablar con Marian es aprender a crecer por dentro.
2017-04-06T10:45:41+00:00
Hablar con Marian es detenerme y coger aliento. Es escucharme y tomar conciencia de mis emociones, es descubrirme debajo de las mil capas donde me escondo. Hablar con Marian es hablar con una estupenda profesional que me ofrece los recursos necesarios para superar mis miedos y aprender de mis experiencias. Hablar con Marian es aprender a crecer por dentro.

¿Hablamos?

Si tienes alguna duda sobre cómo es un proceso terapéutico o sobre si tus dificultades ‘están para terapia’ 
escríbeme, llámame o ven a verme y hablamos.

La primera cita es gratuita y sin compromiso.